Profesores de Lo Barnechea reciben capacitación en prácticas de vida saludable y actividad física para niños.
martes, 15 noviembre 2016 17:37
Posted by b-active

Profesores de Lo Barnechea reciben capacitación en prácticas de vida saludable y actividad física para niños.

Bajo el nombre “Vida activa, educación y salud”, representantes de B-Active, Clínica Las Condes y la presidenta de Chile Vive Sano, Cecilia Morel, realizaron un diagnóstico de la realidad nacional y abordaron la importancia del ejercicio en los niños, además de entregar consejos para abordar la obesidad infantil.

Conocer los pilares que sustentan una vida saludable, además de profundizar en los beneficios que genera la práctica constante de actividad física en los niños, fueron parte los temas que profesores de distintos colegios de Lo Barnechea pudieron conocer en la jornada “Vida activa, educación y salud”, que se realizó hoy en el Centro Cultural El Tranque de esa comuna.

La actividad organizada por el gimnasio para niños B-Active, contó con la participación de destacados expositores del área de la salud y la actividad física, quienes abordaron temas tan diversos como los riesgos y problemas de la obesidad infantil, tanto desde el punto de vista metabólico como músculo-esquelético, además de establecer cómo la actividad física y el ejercicio afectan en el desarrollo infanto-juvenil.

La jornada contó con la participación de la presidenta de la Fundación Chile Vive Sano, Cecilia Morel, quien realizó un diagnóstico de la realidad nacional, recordando que “dos tercios de nuestra población es obesa, y lo que es más grave, es que tenemos que el 88% de la población que es sedentaria”.

Añadió que ha habido “un enorme cambio en nuestra forma de vida”, y que “el tema ahora no es sólo vivir más, sino cómo lo vamos a vivir”. Para ello explicó que como fundación proponen cuatro pilares de vida sana: alimentación saludable, la práctica de actividad física, la familia y disfrutar de la naturaleza y el aire libre.

En tanto, Raúl Urbina, gerente técnico de B-Active, detalló parte de las consecuencias que trae la falta de ejercicio, y recordó que en nuestro país “los niños juegan seis mil horas menos de lo recomendado internacionalmente. Los datos señalan a la población infantil como una de las más sedentarias del mundo”.

Detalló que niños que realizan ejercicio, independientemente, del peso tienen menos factores de riesgo, pues “son más hábiles, disponen de más energía, lo que les permite realizar las actividades de la vida diaria con mayor eficiencia y así ser más felices; tienen mayor irrigación sanguínea, lo que favorece el funcionamientos del sistema nervioso y particularmente las funciones de memoria y aprendizaje, entre otros”.

Por su parte, el jefe del Centro de Medicina del Deporte de Clínica Las Condes, doctor Francisco Verdugo, abordó la importancia de la actividad física en los niños que padecen obesidad, explicando que “la intervención no debe focalizarse sólo en el niño en sí, sino que también en su núcleo familiar. Cuando los papás son activos aumenta casi seis veces las probabilidades que el niño sea activo cuando adulto. Al contrario, cuando los papás son sedentarios, es cuatro veces más probable que sea sedentario en la adultez”.

Apagado